Navegan al campeonato y representarán a Venezuela en SC

Navegantes del Magallanes conquistó el título de la pelota Invernal de México. (Cortesía).

Caracas, Venezuela; 25 de enero de 2022 (Prensa LVBP).-Navegantes del Magallanes llegó el lunes a Puerto La Cruz contra la pared. Con aspecto cadavérico en el papel, después de ser apaleado el domingo en Valencia. Ante sí estaba la tarea del indio: ganar dos juegos en la choza de Caribes de Anzoátegui, que llegaba a su feudo con ventaja de 3-2. Pero la nave sacó su estirpe para barrer a domicilio al favorito y alzarse así con su título número 13 en la LVBP. Jonrón de Ángel Reyes en el octavo acto rompió empate 2-2 para que Magallanes se impusiera 3-2 en el juego bonito, el séptimo de la Gran Final 2021-2022.

Magallanes no alzaba un título desde la contienda 2013-2014, precisamente ante la misma Tribu. Un equipo especial -como lo describe Pablo Sandoval, su estrella de mayor jerarquía- por no poder contar con sus peloteros afiliados al Beisbol Organizado, gracias a razones por todos conocidas.

Ahora desde este viernes estará en acción en el estadio Quisqueya Juan Marichal de Santo Domingo, como representante venezolano en la Serie del Caribe. Allí combatirá contra Criollos de Caguas (Puerto Rico), Charros de Jalisco (México), Caimanes de Barranquilla (Colombia), Astronautas de Los Santos (Panamá) y los anfitriones Gigantes del Cibao (República Dominicana).

Caribes empezó 2-0 arriba en esta serie decisiva al barrer en los dos primeros juegos realizados en Puerto La Cruz. La nave reaccionó en los juegos tres y cuatro realizados en Valencia, donde en el quinto juego la tribu descargó toda su furia ofensiva para volver a casa en ventaja 3-2. Pero Magallanes devolvió la barrida en el balneario oriental para alcanzar la corona en el máximo de siete juegos.

Wilfredo Romero, ahora piloto campeón antes de la última voz de Play Ball de la temporada venezolana, se refirió a las particularidades del séptimo juego de la Gran Final, en comparación al decisivo séptimo duelo de la final que perdió con Mayos de Navojoa, frente a Tomateros de Culiacán, en la temporada 2017-2018 de la Liga Mexicana del Pacífico: “Tengo un poquito más de experiencia, tengo jugadores que han sido determinantes para esta serie y sobre todo, lo especial que ha sido por no tener jugadores de MLB, con los que cuentan otros equipos. Este club se hizo familia, respetó todo, los muchachos merecen ese reconocimiento, toda la atención”, expresó con orgullo el Mánager del Año. Quien llevó a sus pupilos a dominar la rueda regular, igualar la punta del Round Robin e imponerse en la Serie Final. Una temporada redonda para el galeón valenciano.

La victoria se la llevó Anthony Vizcaya (2-1) en relevo de dos innings. Fue el cuarto brazo de cinco utilizados por el mánager Romero, quien en el cierre del noveno inning trajo a su cerrador Bruce Rondón, derecho que colocó su tercer candado de la instancia.

El revés fue sufrido por Yohan Pino (1-1), quien fue la víctima del cuadrangular ganador de Ángel Reyes.  El derecho fue el quinto de seis lanceros en la estrategia monticular de Mike Álvarez.

Este juego que cubrió 3 horas 43 minutos, atestiguó ofensiva de nueve hits de los Navegantes contra seis de los locales. La defensa del ahora campeón cometió un error,mientras que Anzoátegui sumó dos. La nave dejó varados a nueve corredores y los indígenas a 11.

Caribes abrió la pizarra en el segundo acto, ante el zurdo César Jiménez. Willians Astudillo resultó golpeado, Asdrúbal Cabrera se ponchó con foul tip, Jiménez incurrió en lanzamiento descontrolado y Balbino Fuenmayor salió con rolata al campo corto, jugada donde el inicialista Jesse Castillo debió mostrar toda su sapiencia para dominar el defectuoso disparo de Rayder Ascanio. Astudillo, quien con el envío desviado se había posesionado de la intermedia, se movió a la antesala y Balbino retó sin éxito la jugada. Acto seguido, Tomás Telis la rodó de hit entre la inicial y la intermedia para remolcar el 1-0 en las piernas de Astudillo.

En el inicio del quinto, jonrón de Cade Gotta por la izquierda, ante el relevista Lester Oliveros y luego de un out, pondría la paridad 1-1. Fue el segundo vuelacercas de Gotta en la Gran Final.

Poco duraría esta situación, pues en el cierre de ese acto Caribes volvería 2-1 al frente.

Luis Sardiñas tomó boleto y César Jiménez, en el juego final de su carrera en la LVBP, salió del montículo. El también zurdo Robert Zárate entró en escena para otorgar transferencia a Víctor Reyes. Rafael Ortega se sacrificó por los predios de Zárate para avanzar a los corredores. Entonces Niuman Romero elevó de sacrificio a la izquierda para remolcar a Sardiñas.

Magallanes igualaría 2-2 en el comienzo del sexto. Pablo Sandoval inició con sencillo a la izquierda para recibir al relevista Iván Medina. Ángel Reyes siguió con incogible al centro y después de un out, Ascanio plenó las bases al tomar boleto. Carlos Pérez la rodaría entonces por la grama corta, Luis Sardiñas fildeó limpio, pero el camarero Asdrúbal Cabrera no pudo controlar el disparo, lo cual propició la anotación del «Panda».

En el principio del octavo, Ángel Reyes recibió al relevista Yohan Pino con cuadrangular en línea por el jardín izquierdo y en conteo de una bola sin strikes. Fue el tercer estacazo de Reyes en esta serie decisiva para darle la corona a los Navegantes.